27/10/2010 4:14 PM
Por: Administrador
El Festival Nem-Catacoa sacudió el suelo colombiano

Un campo abierto, el cielo despejado, exposiciones artísticas, un mercado de las pulgas, espacios para la práctica de deportes extremos y tres tarimas para desplegar la impresionante batería de artistas nacionales e internacionales invitados, …

La cancha de polo de esta ciudad del Área Metropolitana de Bogotá sirvió de escenario para congregar a miles de aficionados para disfrutar de la diversidad musical que ofrecieron las quince agrupaciones reflejadas en la programación de este festival.

La fiesta comenzó el día 9 con la presentación de las bandas nacionales La Mojarra Eléctrica, Naki, Retrovisor, La Republica y Superlitio, quienes se entregaron a un público que corría de una tarima a otra para corear sus canciones favoritas.

Seguidamente, la reconocida rapera española, La Mala Rodríguez, continuó inyectando energía a los presentes, a través de las canciones de su nueva producción “Dirty Bailarina” y sus ya conocidos éxitos “Por la noche”, “Nanai” y su versión de la canción “Eres para mí”, de la mexicana Julieta Venegas.


Tego Calderón y Jamiroquai fueron los artistas invitados más esperados de la jornada. El boricua puso su toque latino y prendió la fiesta rápidamente en el escenario Zaque, donde los asistentes bailaron al ritmo de “Punto y aparte”, “No quiere novio” y “Pa’ que se lo gocen”.

Para cerrar el primer día, la banda inglesa Jamiroquai apareció con su explosivo funk en la tarima principal, donde su líder, el controversial Jay Kay, interpretó sus más grandes éxitos y algunas de las nuevas canciones de la agrupación.

Para la segunda jornada del festival, el público traía la misma o mayor expectativa luego de las increíbles presentaciones del día anterior.

La carpa electrónica se sacudió con las presentaciones de Camo, Galeano, Remaj7, Met, Diva Gash, Tr3s de Corazón y los locales de Juepuchas, al tiempo que en la tarima secundaria se desarrollaban las actuaciones de The Mills, Profetas, El Cuarteto de Nos y el quinteto neoyorquino The Bravery, quienes con su música Indie sorprendieron gratamente al público.

En honor a la etnia indígena que habitó la zona de Cajicá antes de la conquista española, se hizo circular entre la audiencia una balsa muisca de tamaño real, desde la cual un enano dorado esparcía escarcha verde para dar la bienvenida al escenario a Green Day. El grupo californiano cerró el festival por todo lo alto al dejó su alma en el escenario tras dos horas de su original sonido.

La banda liderada por Billie Joe Armstrong enloqueció a sus fanáticos con su espectáculo lleno de energía. Por si fuera poco, los norteamericanos dejaron de recuerdo una guitarra autografiada para que fuese sorteada a través de Caracoltv.com.








Suscribirse a mi canal en YouTube
Follow Me on Pinterest
Instagram